Los mejores guantes para moto de invierno

Elegir los mejores guantes de moto para invierno es una de las claves para viajar de forma confortable. Es una de las piezas que más influyen en nuestro confort, y también en nuestra seguridad porque llevar las manos congeladas y agarrotadas pueden hacer que no podamos acceder rápidamente a la maneta de freno o bien que no podamos ejercer sobre ella toda la presión necesaria.

La mayoría del tiempo, nuestras manos van fijas al manillar cuando estamos circulando. Si a eso le añadimos que debemos ejercer presión con los dedos en las paredes del tejido de los guantes es uno de los motivos de pasar tanto frío en las manos cuando circulamos en moto con bajas temperaturas. Un consejo es moverlas o cambiarlas de posición de vez en cuando para aumentar la circulación de la sangre y recuperar algo de temperatura.

No existen unos guantes de moto de invierno perfectos así que acompañarlos de unos puños calefactables o bien llevar guantes calefactados aumentará el confort.

Un factor clave es la talla del guante. Tenemos que procurar que nos queden algo grandes más que pequeños para evitar estrangulamiento de la sangre. Con esto conseguimos que exista una pequeña cámara de aire entre el tejido del guante y nuestros dedos con el fin de poner una barrera térmica adicional.

Guantes de moto de caña larga

La caña del guante irá por encima de la manga de nuestra cazadora impidiendo que entre frío en la unión. Es muy importante dedicar algo de tiempo a colocarnos bien los guantes, cuidando especialmente la unión entre éstos y la cazadora.

Por regla general el guante de caña larga irá por encima de la cazadora, pero puede ser que nuestro guante tenga una doble capa interior; ésta la meteremos por dentro de la manga y el tejido exterior por fuera de la cazadora. De esta forma nos protegeremos adicionalmente de la entrada del agua que discurrirá por la manga en el caso que se ponga a llover.

Guantes de moto invierno Rev IT

Tejidos

Los guantes de moto para invierno suelen tener varias capas donde una de ellas es impermeable y mejor si es transpirable. Suelen estar hechos de Gore Tex o tejidos similares como D-Dry, Hydratex o Hipora. Todos estos tejidos se basan en la premisa de evitar que entre el agua a la vez que permite que se evapore la humedad de nuestras manos.

Otra de las capas que se usan en los mejores guantes de moto para invierno son una o varias capas térmicas. Los guantes de invierno llevan las capas térmicas en la zona exterior del guante en la parte del dorso de la mano para evitar que el calor se escape.

Deben contar con una textura gruesa e impermeable, además de un largo adecuado para que de ninguna manera pueda penetrar el agua o el frío hacia su interior. Por último, te recomendamos optar por un guante que tenga varios sistemas de cierres, ya sean en cremallera y velcro u otros, para mayor ajuste, de manera que se impida el acceso del frío.

¿Cuánto invertir en unos guantes de moto de invierno?

Aquí hay que invertir bien el dinero porque no hay nada peor que viajar en moto con las manos heladas.

Todo depende de los trayectos habituales que vayas a realizar. Para circular por ciudad hay buenos guantes por 100 euros o menos. Si tus recorridos son de más distancia o por zonas más frías te recomendamos que subas tu presupuesto hasta los 200 euros o más.

Los guantes calefactables son una muy buena opción si te mueves por zonas frías o eres friolero. Aquí tienes una buena comparativa para que aciertes a la primera.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies